Transparencia en recursos públicos y tecnología cívica.

¿Cómo evitar el uso poco transparente de recursos públicos? ¿Cómo conocer la forma en la que el gobierno utiliza lo que es de todos? Estas y otras preguntas surgen y resuenan en nuestra cabeza al leer la noticia que ha circulado la última semana “El gobierno federal y el Edomex donan mil 700 millones de pesos a una fundación y a una empresa, sin pedirles cuentas” de Andrés Lajous y Paris Martínez.

Es bien sabido y estudiado el rezago en el que se encuentra el sector social en México en comparación a otros países tanto de la OCDE con sus mismo o menor tamaño de PIB, como de otras partes del mundo. Uno de los mayores problemas al que nos enfrentamos: falta de financiamiento, y esto de la mano con La estricta normatividad mexicana para funcionar de manera formal y poder deducir impuestos y la poca transparencia en el otorgamiento de recursos públicos. El apoyo de gobierno es limitado, en promedio en el mundo, el 34% de los ingresos de las OSCs provienen de recursos públicos, en México sólo el 8.5%; pero además, como lo vemos en la noticia de Andrés Lajous y Paris Martínez, discrecional. “El modelo de política federal ha reducido el margen discrecional del trato entre funcionarios públicos y organizaciones, pero persisten vacíos importantes” (Tapia,Robles) Los esfuerzos que muchas organizaciones han hecho a lo largo del tiempo en este tema, no siempre parecen prioritarios en el quehacer político, la transparencia en el uso de recursos públicos destinados a OSCs sigue en la opacidad, los papeles trabajado han quedado, la mayoría de las veces, archivados. Reformas legislativas para mejorar la organización de los ciudadanos.

Este hecho de los mil 700 millones de pesos, otorgados sin ningún estándar o exigencia de transparencia, nos hace pensar ¿qué nos falta, podemos y debemos hacer desde nuestras trincheras para que esto no vuelva a suceder?

Codeando México es una organización que busca la solución de problemáticas públicas y sociales a través de la tecnología; es decir creamos e impulsamos el uso de la tecnología cívica en nuestras comunidades. Con esta noticia, tenemos una problemática frente a nosotros, que no sólo nos afecta, sino que es urgente. Por lo tanto aquí planteamos, tres propuestas de solución, para que una situación como estas, no vuelva a suceder:

Datos abiertos

Los datos abiertos, son datos que se publican con ciertas características que permiten que estos puedan ser accesibles y reutilizables. Normalmente, pensamos en lo datos de gobierno, los cuales serían mucho más útiles para nosotros como sociedad si pudiéramos usarlos o mínimamente encontrarlos y consultarlos de forma práctica y entendible. Los datos abiertos, entre uno de sus beneficios, permiten una efectiva rendición de cuentas, el ciudadano puede acceder a información pública útil y a partir de esto conocer qué hace su gobierno y exigir algún cambio o continuidad.
¿Cómo aportar? En Codeando México creamos datamx.io , una plataforma ciudadana de datos abiertos donde buscamos que organizaciones y distintas entidades gubernamentales publiquen sus datos en este estándar de apertura. ¿Qué nos falta? Que más ciudadanos le exigan a sus gobiernos, empezando por los locales, para que más datos estén disponibles para todos.

Nueva Ley de Transparencia

Se promulgó hace poco tiempo, la nueva Ley de Transparencia, la cual convierte a todos los actores que reciben recursos públicos en sujetos obligados, y por lo tanto responsables de hacer pública cierta información exigida por la Ley. Este es un gran esfuerzo por parte de los legisladores, aunque aún faltan las leyes secundarias y las reglamentaciones que aterrizarán a esta legislación en acciones concretas.
¿Cómo aportar? Como ciudadanos debemos conocer y darle seguimiento a las iniciativas de Ley que se trabajan en nuestros congresos; siempre existe la posibilidad de sumarnos a alguna osc que esté empujando alguna iniciativa de Ley, pero debemos comenzar por informarnos y entender qué discuten nuestros representantes. ¿Qué nos falta? Más ciudadanos utilizando, compartiendo y ampliando las plataformas de tecnología civica que se han creado con estos objetivos: curul501,BordePolítico

Comunidades Cívicas

Como observamos en los puntos 1 y 2, existe un denominador común que se requiere en ambas propuestas: más ciudadanos involucrados en el quehacer público y social de nuestro país. Desde Codeando México, impulsamos las #CivicHackNights, espacios donde buscamos reunir a ciudadanos en sus comunidades (Monterrey, México DF y Guadalajara, por el momento) que quieran involucrarse en el sector público y social a través del uso y creación de tecnología cívica.
¿Cómo aportar? Es claro que la tecnología y el hacking cívico no son para todos, pero si te interesa esta temática: únete a nosotros! equipo@codeandomexico.org ¿Qué nos falta? Que más ciudadanos se apropien de los problemas que los rodean como sociedad y empiecen a proponer nuevas formas de involucrarse e incidir. Nos hacen falta más comunidades cívicas en el país.

Que este hecho no vuelva a suceder, depende de todos: como organizaciones de la sociedad civil, como ciudadanos y claro está, como gobierno. No debería importar de qué tema estamos hablando, deberíamos tener la sensibilidad para poder materializar cualquier cifra, ya que desde la trinchera en la que nos encontremos, es posible impedir que más recursos vuelvan a gastarse injustamente, alejándonos del bienestar que tanto anhelamos; la tecnología cívica es una de las plataformas para lograrlo.